Los Bebés Tienen Razonamiento Lógico Antes del Primer Año

16 Mayo, 2017 54 Vistas

Dentro del primer año de vida, los niños pueden hacer una inferencia transitiva sobre una jerarquía social de dominancia.

Los bebés humanos son capaces de resolver deductivamente un problema con apenas 10 meses de edad, según un nuevo estudio realizado en la Universidad de Emory y Bucknell. La revista Ciencia de Desarrollo publica la investigación, mostrando que los bebés pueden hacer una inferencia transitiva sobre la dominancia en la jerarquía social.

“Encontramos que dentro del primer año de vida, un niño puede involucrarse en este tipo de razonamiento lógico, cuando antes se pensaba que lo alcanzaban hasta tener más o menos cuatro o cinco años de edad”, dijo Stella Lourenco psicóloga de la Universidad Emory y guía del estudio.

Los investigadores diseñaron un experimento no verbal utilizando personajes de títeres. El experimento creó escenarios entre los títeres para probar la inferencia transitiva, o la habilidad de deducir qué títere domina a cuál, aún cuando los bebés no habían visto a los personajes interactuar directamente entre sí.

La mayoría de los bebés en el experimento, entre los 10 y 13 meses de edad, mostró un patrón consistente con inferencia transitiva.

“Todos sabemos que los bebés aprenden rápido, como pequeñas esponjas que absorben una increíble cantidad de conocimiento”, dijo Lourenco. “Estoy hallazgos nos muestran cómo aprendemos los humanos. Si puedes razonar deductivamente, puedes hacer generalizaciones sin tener que experimentar el mundo directamente. Esta habilidad puede ser una herramienta crucial para que las relaciones sociales que nos rodean tengan sentido, y tal vez también las interacciones no-sociales complejas”.

Durante los 60s, el psicólogo del desarrollo Jean Piaget mostró que los niños podían resolver problemas de inferencia transitiva alrededor de los 6 o 7 años. Por ejemplo, si sabes que Paul es más alto que Mary, y Mary es más alta que Jack, entonces puedes inferir indirectamente que Paul debe ser más alto que Jack. No necesitas ver a Paul y a Jack uno al lado del otro para sacar esta conclusión.

Durante años, la filosofía prevaleciente en la psicología cognitiva fue que los niños con menos de 7 años eran más que nada ilógicos e incapaces de una inferencia transitiva.

Luego, durante los 70s, los investigadores encontraron que al reducir la complejidad de los problemas de inferencia transitiva, los niños de hasta 4 años podían resolverlos.

Lourenco, cuya investigación ha mostrado que los bebés tienen un razonamiento numérico y que pueden comprender relaciones de magnitud, sospecha que los infantes también son capaces de una inferencia transitiva.

Para el estudio presente, Lourenco unió a un equipo con Robert Hampton, psicólogo de Emory cuyo laboratorio en el Centro Nacional de Investigación Primate Yerkes ha demostrado que los changos pueden involucrarse en inferencia transitiva; y Regina Paxton Gazes, anteriormente estudiante en el laboratorio de Hampton y post-doctorado en el Zoológico de Atlanta. Gazes, quien ahora se encuentra en la facultad de psicología de la Universidad de Brucknell, diseñó experimentos no verbales para infantes humanos.

En el primer experimento, los bebés vieron un video de unos títeres formados en línea. Los títeres –un elefante, un oso y un hipopótamo, tenían un tamaño similar pero estaban formados de izquierda a derecha en jerarquía social. El elefante sostenía un juguete, pero el oso lo toma por la fuerza. Luego, el hipopótamo le quita el juguete al oso. Estos escenarios sugieren que el oso es más dominante que el elefante, pero el hipopótamo es más dominante que el oso. Finalmente, los bebés vieron al elefante que le quita el juguete al hipopótamo. Esta situación atrajo la mirada de la mayoría de los bebés en el experimento por más tiempo que las otras situaciones.

“El dominio del elefante es una violación a las expectativas de la relación de inferencia transitiva, pues el oso tomó el juguete del elefante y el hipopótamo tomó el juguete del oso”, explica Lourenco.

Link: http://www.sciencedaily.com/releases/2015/11/151118131813.htm